La curiosidad de un niño y su primer telescopio

Sebastián Camarena Williams, un pequeño reynosense de sólo cuatro años de edad, construye con el apoyo de sus padres un telescopio y lo dona a su colegio.

El pasado lunes 23 de mayo, dicho telescopio y por voluntad de su constructor diciendo otra gran frase que llenó de orgullo a sus papás “quiero regalar el telescopio a mi escuela para así jugar con mis amigos al espacio”, con la finalidad de compartirlo y usarlo con sus amiguitos, lo donó al Colegio Oxford Academy, institución comprometida al 100% con la Agencia Espacial Mexicana para fomentar entre la niñez el tema aeroespacial.

Es un gran aliciente social y satisfacción para la familia que los hijos en primer lugar generen toda una serie de cuestionamientos en su cabecita para posteriormente establecerse su propio reto, diseñar y construir lo que están pensando, y para ello los adultos estamos para ayudarles a hacer alcanzables sus sueños.  

Así que hoy puede decir Sebastián y sus papás que a su corta edad ¡ha logrado construir su primer telescopio!.

‪#‎academyreynosa‬ ‪#‎oxfordreynosa‬

To Top ↑